Click acá para ir directamente al contenido
Usted está en:

Guía de Seguridad Fragata Portuguesa


Imprimir artículo A- A+

PELIGRO
AUTORIDAD MARÍTIMA/ARMADA DE CHILE

Se han registrado avistamientos de Fragata Portuguesa en playas de nuestro país. Este organismo, pertenece al género Physalia, un hidrozoo neustónico (flota) colonial. Está ampliamente distribuida en el ecosistema oceánico, principalmente en zonas tropicales y de aguas temperadas.

La picadura, es un mecanismo de defensa automático que la medusa (Fragata Portuguesa) no activa voluntariamente. Esta flota con el mar calma y sumerge durante las tempestades.

Medidas de seguridad:

  • En caso de varamiento o encuentros eventuales con la Fragata Portuguesa en la playa, manipular sólo con guantes de goma o cuero grueso, idealmente usar herramientas para su retiro.
  • No caminar descalzo en playas con presencia de ejemplares varados. Ante picaduras, lavar zona afectada con suero fisiológico (no usar agua dulce o salada) y dirigirse al Centro de Salud más cercano.
  • Síntomas ante picaduras y contacto con la especie: dolor intenso, eritema y aumento de volumen de área afectada.
  • Evitar el contacto con esta especie tanto en el mar como en la playa.
  • Si se encuentran las especies en las orillas de la playa NO tocarlas, ya que conservan su toxicidad, inclusive si están muertas.
  • Si se producen picaduras en el agua, se debe actuar lo más rápido posible lavando las zonas con suero fisiológico y aplicando compresas frías.
  • Si no hay suero fisiológico disponible, se debe utilizar agua de mar, ya que facilita la absorción de la toxina (evitar el uso de agua dulce).
  • En caso de picadura NO se debe aplicar vinagre y NO debe realizarse raspado de la piel con arena o toallas y se debe asegurar que se han desprendido los tentáculos.

Alerta de marejada:

Producida por fuertes oleajes, sistemas frontales, vientos en zonas oceánicas. Ante la amenaza de marejadas la Autoridad Marítima insta a la comunidad a actuar con prudencia y cautela, respetando las normas de seguridad establecidas:

  • Evitar el tránsito y paseo por sectores rocosos.
  • No ingresar a playas no habilitadas.
  • No desarrollar actividades náuticas o deportivas sin la debida Autorización.